Hoy  vengo con una campaña muy pegadiza, no sólo por la música sino por sus personajes tan entrañables y rebonicos ;)

La campaña es para el Metro Trains de Melbourne y la ha llevado a cabo McCann, el vídeo se titula  ”Dumb ways to die”. La pieza publicitaria ya cuenta con más de 14 millones de reproducciones. Y es que relatar las formas más estúpidas de morir, ha hecho que la campaña tenga una gran notoriedad. Desde la estética hasta la música, posibilitan que la campaña sea todo un éxito.  La canción interpretada por Tangerine Kitty ha llegado a ser uno de los temas más populares en iTunes.